sábado, 10 de abril de 2021

PEÑA TREMAYA (LA PERNIA): HABÍA UNA VEZ UNA PEÑA con CUENTO

LAS COSAS DE HOY......

El paseo de hoy es uno de esos que se inicia para disfrutar de una preciosa tarde de primavera en la Montaña Palentina..... sólo que antes de llegar el cielo cambia sus mejores galas y se encapota en un grisáceo poco atractivo que deja una tarde de olor suave pero aspecto triste.

Desde Aguilar de Campoo tomamos la CL 626 dirección Cervera de Pisuerga, una vez en Cervera nos dirigimos por la CL627 (carretera de Potes) hacia la localidad de Vañes y acompañando los primeros kilómetros del Pisuerga remontamos las carretera hasta pasar la localidad de San Salvador de Cantamuda. Aproximadamente a 1km del final del pueblo nos desviamos a la derecha en un cruce que nos anuncia los pueblos de San Juan y Santa Maria de Redondo, estaremos en la PP 3177. Habremos recorrido 16km desde Cervera
Apenas 2km adelante, justo antes de llegar a pueblo de Tremaya cruzamos un puente que encontramos a mano derecha en el que muere la carretera. Ese será el lugar para dejar los coches y empezar nuestro paseo (a unos 43km desde Aguilar de CAmpoo, y algo mas de media hora en coche)

(foto Peña Tremaya de Jose Estalayo, tomada de internet)

Empezamos nuestro paseo en una tendida subida que nos facilita un amplio camino que arranca allí mismo, a la izquierda.

Según vamos subiendo en un ascenso realmente fácil y asequible para todas las edades,  vamos descubriendo el maravilloso entorno que nos rodea.....A nuestra espalda izquierda adivinamos la Peña del Aguila, La Verdiana y mas atras la Sierra de la Cebollera (Valdecebollas) y el vecino valle de Castillería

Frente a nosotros como un reto (luego no lo es tanto), pronto aparece de nuevo la cumbre de Peña Tremaya. Esta zona de pradería, es prácticamente llana y muy agradable de transitar

Al suroeste en primer término "El Cueto" y detrás Peña Redonda y la Cantábrica 

Y al noreste toda la Sierra de Peñalabra y la Sierra Mediana, a cuyo regazo, como pequeños regalos, salpican el valle pequeños pueblos de la Pernía


Aunque el camino se desdibuja a trazos, no hay pérdida posible hacia la cumbre de la Peña, marcado por un pequeño collado situado a 1344m, nos quedan 100m de desnivel para el fin del trayecto



Aunque cubierta de verde, la pista que posiblemente posibilitó la instalación de la antena en el pico de la Peña, facilita mucho el camino


Desde el Collado las vistas son magníficas, con el plus de las rocas anárquicas que enmarcan el paisaje


El último tramo tiene un poco mas de desnivel pero no tiene mayor dificultad



Rápidamente cogemos altura....

 
Pronto llegamos  a la cumbre, un pequeño peñón ocupado en gran parte por una caseta que da servicio a la antena que corona actualmente Peña tremaya.....Aunque no siempre fue así. En este mismo lugar está catalogado un Castillo en el siglo XI, del que ya no quedan mas vestigios que los que a modo de Leyenda relata D. Matías Barrio y Mier en su Romance "La Venganza del Conde", que trascurre en dicho Castillo y que me apetece intentar resumir:  

Era el año 1020, cuando Doña Elvira FAgilaz, también conocida como Elvira La Santa, se casó con el Conde  Munio Gómez, hijo de Goméz Díaz, conde de Saldaña y ambos  se instalamos en el Castillo de Tremaya , desde la que se domina toda la pernía  y el arranque del valle de LIebana. Tenía ella  20 años y el Conde había cumplido los 60. A pesar de la diferencia de edad eran un matrimonio muy dichoso. El Conde era un caballero justo, religioso y de conducta intachable, además de un estupendo cazador.

Pero las intrigas, los cotilleos y mentiras de algunos hicieron crecer en el conde la desconfianza y los celos. Y creyéndo infiel a Doña Elvira……planeó su venganza:

Una noche oscura, sin luna, de crudo invierno, con una tempestad de nieve enorme, con intenso frío y grandes hielos en el suelo…. subio a la Santa a una mula ciega, vieja, coja y mala y las lanzo por la montaña abajo con la única compañía de una vieja criada sorda y muda, con la intención de que se despeñara por los cortados, riscos y precipicios que había en el camino y cayera al Pisuerga donde nunca la encontrarían

Mas Dios veló por ella…..por ser inocente y pura. La mula bajó de la montaña al llano sin tropezar ni una sola vez, salvando los riscos y precipicios .  y una vez que estuvo a salvo, en el llano, siguió rio abajo hasta llegar a un pueblecito de nombre San Salvador de Tremaya, donde nada mas pasar un puente, su criada, sorda y muda comenzó a dar grandes voces….. dando gracias a Dios y denunciando la injusticia que  el Conde Munio había hecho con su mujer.

Desde entonces ese pueblo de San Salvador de Tremaya paso a llamarse…… San Salvador de Cantalamuda (hoy de Cantamuda).

El  conde cuando conoció el milagro, bajó a San Salvador y de rodillas  pidió perdón. Doña Elvira le perdonó y él en agradecimiento levantó una iglesia en honor a la Virgen Inmaculada en Levanza y a su vez Doña Elvira mandó construir en el pueblo de SAn Salvador, la iglesia  dedicada a San Salvador, cuyo ábside miraba hacia Peña Tremaya 
(desconocemos cuanto de verdad y cuanto de leyenda tiene esta historia.... pero no por ello deja de ser un cuento precioso, mas si lo contamos desde donde otro tiempo estuviera el Castillo de Tremaya)


Volviendo a nuestra ruta.......decir que lo mas práctico y sensato en retornar por el mismo camino de ida, pero este grupo que aunque no las busque, encuentra todo tipo de peripecias, adversidades, descarrios, desvíos y extravíos......Expertos en hacer de lo fácil, complicado......... decidimos seguir una ruta señalada en wikiloc que no parecía muy complicada en su inicio y sin conocerla ahí nos lanzamos
La vía elegida se tornó en un suplicio mantenido. No sólo por el gran desnivel de la pendiente, si no por por la pedrera suelta,  lo irregular del firme, la manta vegetal que resbalaba, los espinos que lo invadían todo..... uff.... 


lo dicho.... un suplicio en el que o asegurabas bien los pies, cuidando de las rodillas con la vista bien puesta en el suelo..... o mirabas este maravilloso paisaje, poco disfrutado por lo complicado del momento



El final de la vaguada ofrece un respiro, ya muy próximos al pequeño Pisuerga, que parece alegrarse de nuestra llegada con su agua borboteante bajo el puente del molino

Llegar al molino, sin que nadie  haya sufrido una lesión en la bajada..... ha sido estupendo!!! 

Por la carretera volvemos  para cerrar el círculo al inicio de la ruta, menos de 3km.

Al final de la ruta habremos andado algo menos de 7km. Pero dada la dificultad....-seguro que es por donde el Conde Munio arrojó a Doña Elvira la SAnta junto a la mula y la muda- del trayecto de vuelta recomendamos realizar los dos trayectos (de ida y de vuelta) por el mismo sitio, o sea por el trayecto de ida.... bonito, cómodo y seguro.












miércoles, 3 de marzo de 2021

CASCADA DE BARRIO LUCIO: EL SECRETO MEJOR GUARDADO

LAS COSAS DE HOY......

Hoy comparto con vosotros un verdadero tesoro secreto. Tesoro porque guarda en él mismo la esencia de la naturaleza, en forma de agua, de toba y de pureza; y secreto porque esta preciosa cascada no aparece en ninguna  Guía de Cascadas de la provincia de Burgos, no es conocida en el entorno y poco frecuentada por los vecinos del Ayuntamiento del Valle de Valdelucio, municipio al que pertenece

Salimos de Aguilar de Campoo por la Nacional 627, mas conocida como “carretera de Burgos” a 13km nos desviamos en el cruce que nos señala Quintanas de Valdelucio. Ya en la Bu.621, en apenas 2km llegamos a Quintanas de Valdelucio, cabeza del municipio de Valdelucio. Siguiendo por la misma carretera provincial a unos 4km (pasando la localidad de Escudero e inmediatamente despues de La Riva de Valdelucio) justo cuando comienza la subida hacia Humada, nos mantenemos en la línea recta adentrándonos en la pequeña localidad de Barrio Lucio BU-V-6215, una pequeña pedanía con apenas 4 habitantes.

Dejamos el coche al alcanzar la primera casa del pueblo y tomamos el primer camino que sale de la carretera nada mas pasar la primera casa de la derecha. A unos 100m nos encontramos,tambien a la derecha, las ruinas de la pequeña Iglesia de San Román que aún guarda parte de su encanto en la espadaña e inscripción de la puerta, datada en 1727 (Una triste herida de las muchas con la que la despoblación  ha desangrado este territorio).




Pasada la iglesia nos acercamos al Sencillo Lucio, un río de  escasos 20km que nace en el macizo rocoso que se levanta sobre nuestras cabezas para fundirse en el Rio Camesa un poco mas delante de Villallano. Desde allí sus Aguas, ya del Camesa, se fundirán en Villaescusa de las Torres con el Pisuerga. Cuenca, por tanto, del Duero

Como curiosidad podemos decir que el Rio Lucio que lleva muy poco caudal, nace de una surgencia que con mas o menos fuerza, según la época del año, fluye de las entrañas de la Lora. El lugar, de fácil de acceso desde la primera curva de la carretera de Humada, se le conoce como "El Molino del Diablo" y es éste manantial el que alimenta la Cascada














Desde que avistamos el escaso caudal del Rio Lucio, sólo tenemos que seguir su curso hacia arriba, lo que nos lleva a atravesar, por el lateral izquierdo de un sembrado de principio a fin. Obvia decir el cuidado y respeto con el que hay que cruzar dicho sembrado a fin de no causar daño alguno al cultivo.


Finalizado el sembrado una senda a la izquierda nos dirige entre la maleza nuevamente hasta el cauce del rio,

 donde en apenas unos metros nos topamos con esta maravillosa Cascada (cuyo nombre,si lo tiene, desconocemos), que dependiendo del caudal con el que le nutre “el Molino del Diablo” porta mas o menos agua (pero nunca se seca)

El origen calcáreo de la toba recuerda las cascadas de Covalagua o El Tobazo, dispuesta en varios cuerpos desde donde el agua resbala a su antojo formando pequeños saltos que van a descansar a una especie de estanques inacabados

Estanques turquesas extremadamente cristalinos. Lo que le dan un aspecto casi virginal. Limpio, nítido y puro; 




Finalmente el agua caprichose se rinde al humilde caudal del Lucio, que se guardará aguas abajo el secreto  de su nacimiento


Todo el conjunto desprende armonía. Es camelador, casi hipnótico. El silencio del lugar, sólo roto por la melodía del agua al chocar contra el lecho del río, nos inunda de emoción y melancolía. Es un lugar para sentirlo, vivirlo, casi un lugar de culto, cuya fragilidad debemos de cuidar extremando la precaución y tratándola con el máximo respeto...........

 
...Tenemos la obligación de salvaguardar todo aquello que es bello

Este pequeño paseo es apto para todas las edades. No tiene desniveles y la distancia andando, desde que dejamos el coche en Barrio Lucio, no llega a 3km entre ida y vuelta



viernes, 12 de febrero de 2021

CASCADA DE CERVIGADA: SECRETOS DE LA OJEDA

LAS COSAS DE HOY......

Hoy os invitamos a un paseo tan hermoso como poco frecuentado por los andarines de la comarca. Hoy nos zambullimos...... en los secretos de LA OJEDA

LA OJEDA es una comarca natural del norte de Palencia. Se trata de una zona de tránsito entre la Cordillera Cantábrica al norte y la llanura de la Tierra de Campos al sur. Es por ello que priman las suaves ondulaciones de un terreno que se vuelve mas agreste hacia el norte. Dos son los ríos que cursan por sendos valles de la Ojeda: El Boedo y el Burejo......
En este paseo acompañaremos algunas de las aguas que vienten en la cuenca del modesto Burejo.

Por la A6 dirección Palencia, a unos 12km tomamos la salida a  Alar del Rey,  y en la rotonda tomamos la primera salida a la derecha, dirección Cervera de Pisuerga   (P-223). Pasado Prádanos de Ojeda, continuamos por (P-222). Al poco de pasar el monasterio de  San Andrés de Arroyo y Santibáñez de Ecla, desvío a la derecha - carretera de Villaescusa de Ecla (PP-2225)

Aparcamos el coche en el pueblo y dejando la iglesia a la espalda  tomamos una calle a la derecha que nos irá dirigiendo al norte y a su vez al final del pueblo, donde tras pasar un pequeño puente sobre el Arroyo de la Canalizas....nos situa en el inicio del camino.

El camino está muy bien definido y discurre paralelo al Arroyo de las Canalizas al que las última lluvias han colmado de un agua cristalina de gran pureza



El Arroyo en todo este tramo está colmado de berros. Es impresionante..... Pero cuidado!!!.... hay que saberlos coger,ni todos valen, ni todos están buenos
Como curiosidad os comento que el Arroyo de las Canalizas, que nace aquí cerca, vierte sus aguas al Arroyo de San Andrés, a la altura de Villaescusa de Ecla. (si, ese en el que dice la tradición que encontraron la imagen de San Andrés que dió origen al Monasterio que lleva su nombre). Este arroyo a su vez desagua en el Rio Bujedo, en el término de La Vid de Ojeda. Y a su vez el rio Bujedo desemboca en el Rio Pisuerga, muy cerca de Herrera de Pisuerga. 
A unos 300m. el camino nos sorprende encajándose en desfiladero rocoso de poco mas de 100m, el Desfiladero del Congosto, mas conocido como...LA CULADA DEL DIABLO. Cuenta la leyenda  que un día el diablo transportando piedras para llevarlas a construir el acueducto de Segovia se cayó y tropezó con la cabeza en un lado del desfiladero y con el culo en otro lado, de ahí el nombre de la Culada del Diablo.


Hay otra  leyenda que dice que cuando el diablo perdió sus alas en el cielo, cayó justamente aqui y  dejó en la piedra marcada sus posaderas


Justo al final del desfiladero, en el cruce de caminos que conectan Villescusa con Lomilla, Cozuelos, Becerril.....encontramos un pequeño puente romano, bien conservado. Un pequeño reducto de la calzada romana que cruzaba estas tierras. Muy próximos a este punto hay localizados dos castros prerromanos que quedan pendientes para un próximo paseo
Tomamos el camino de la derecha
 

y en la siguiente bifurcación volvemos a tomar el camino de la derecha. Desde aquí la Cascada Cervigada no tiene pérdida....o seguimos el camino o simplemente seguimos el curso del arroyo hasta ella


Los espectaculares accidentes geológicos de la zona, tanto los sinclinales -como el que originan esta cascada- como los anticlinales, dotan a la zona de una gran valor geológico, lo que le hace merecedora de estar incluida dentro del Geoparque de las Loras (Red de Geoparques de la Unesco)


Esta cascada, cuya altura sorprende, permanece seca la mayor parte del año, o con un flujo muy pequeño. No es fácil verla con tanta agua



Ascendemos por la ladera derecha, pegados al flanco del sinclinal, por un fuerte desnivel rocoso y salpicado de encinas, pero que no presenta mucha dificultad



La recompensa por el pequeño esfuerzo la tenemos al llegar a la parte superior del flanco donde disfrutamos de una bellísima estampa de la Montaña Palentina


Impresionante como se aprecian los estratos que forman el sinclinal, expuestos  a la constante erosión desde el Cretácico Superior

Completamos nuestro paseo adentrándonos en el bosque de encinas, "La Solancina" que recubren toda la zona.


El bosque está muy limpio y se camina por él sin ninguna dificultad.  


Aunque no seguimos ningún camino sabemos que dirigiéndonos hacia el norte, tendremos antes o después una línea de frenada......un camino ancho, cómodo y recientemente arreglado (camino de Lomilla)


"Cielo empedrado, a las 24h. mojado"
"Borreguitos en el cielo, Charquitos en el suelo"


Un camino que nos devolverá al pueblo en una ruta circular bonita y llena de descubrimientos.



Villaescusa de Ecla
Este pequeño paseo de unos 6km nos da la oportunidad de repasar algunos ejemplos del mejor Románico Palentino que guarda con orgullo La Ojeda.


San Pedro de Moarves es un referente dentro del Románico Palentino en general y de la Ojeda en particular.....siempre hay una disculpa para ir.... y para volver.........



                                                          VER PLANO RUTA

Gracias al grupo de "Los martes al Nordik" de Aguilar de Campoo....el grupo en general y cada uno en particular suponen un plus y convierten cada paseo en una divertida aventura

El plano de ruta es de Carlos
y las fotos de Ernesto, Rosa y mías